Santiago Ortiz RuizNací en Santander en 1989, con lo cual es de suponer que aguanto el frío y los veranos nublados como nadie. Con muchas inquietudes en el mundo del arte, la cultura y la comunicación cuando cumplí 18 años me traslade a Burgos a estudiar Comunicación Audiovisual, así que mi situación climatológica tampoco sufrió un gran cambio. Fueron unos años de aprendizaje, evolución y compromiso en los que pude tener un contacto directo con la creación multimedia y la gestión cultural. Hacer de mi pasión, mi profesión.

Finalizados mis estudios en tierras del Cid decidí que echaba de menos el mar y la humedad y me volví a Santander para embarcarme en nuevos proyectos: colaboraciones con publicaciones digitales, prácticas en el periódico local y trabajos puntuales como técnico audiovisual. Además decidí, con mucha ilusión, comenzar el grado de Historia del Arte.

Hace un año hice de nuevo las maletas y me vine a Madrid. Tras unos meses en la ciudad llegué, casi por accidente, a Acerca Comunicación donde,reparto turrón, chocolate y galletas además de trabajar en las estrategias digitales y potenciar las redes sociales de clientes como el estudio de decoración Melián Radolph, la exposición de Alphonse Mucha y las galerías Elvira González y Lucía Mendoza. El Instagram puede ser una forma de arte.

Compagino mis horas en la oficina con el departamento de prensa de la revista cultural digital “Le Miau Noir”, reconocida con los Premios 20Blogs de 20 Minutos en 2017.

Me gusta pensar que la cultura es el motor indispensable que mueve y transforma la sociedad, aunque a veces no reciba la importancia que merece. Me conmueve el arte en todas sus expresiones y formas. Por eso, mi “leitmotiv” personal dice que “la vida sin arte sería un error”.